Resulta que además de la premiación de «El secreto de sus ojos», que por Argentina nos tiene bastante contentos (y a los noticieros bastante repetitivos), en la entrega de los Oscars de ayer pasaron algunas otras cosas.

Entre ellas están por ejemplo:

  • Se pasó el primer comercial del iPad. En otros premios se había hecho una especie de «Publicidad No Tradicional» (el presentador lo sacaba del bolsillo de su saco), pero éste es el primer comercial posta:

  • Estuvo Steve Jobs y dicen que se ve más saludable que antes (o menos escuálido). Sí, para algunos de nosotros esa es una buena noticia (la foto en Flickr):

  • Ben Stiller se disfrazó de bicho de Avatar (ni idea como se llaman, todavía no la vi):

  • Francella jodió a todos y arrugó con el «¡A comerla!».
  • Cameron Díaz, Rachel McAdams, y Sandra Bullock, se siguen consolidando como posibles amores de mi vida (ok, Sandra Bullock se sumó a la lista con «The Proposal»).
  • Tengo que ver «The Hurt Locker«.
  • Todavía no sé dónde lo festejó Pablo Rago. Alguien que se asegure que está vivo.