Me gusta cierto tipo de rap en el que se dicen muchas verdades todas juntas, o se hacen muchos reclamos todos juntos, o se arman frases inspiradoras… también todas juntas. Así con voz copada y el «tun chitucá tun chitucá tss» de fondo.

Ahora supongamos que usted, mi querida ama de casa, siempre quiso aprender a rapearse algo básico, para pasar el tiempo mientras hace los mandados. «¿Qué necesito para rapear?» se habrá preguntado. Y en internet (que lo tiene absolutamente todo) encontré la respuesta.

Para empezar, se necesita una cámara y un tipo MUY enojado, que ya no se aguanta más la calentura. Preferiblemente que tenga razón con lo que está diciendo, y si es en inglés, que diga muchas veces «fucking» o «fuck». Éste podría andar:

Ahora necesitaremos una base rítmica, un beatbox, algo para poner de fondo. Nada del otro mundo, no necesitamos heavy metal, un sólo de guitarra, ni nada por estilo. Un «tun chitucá tun chitucá tss» estandar. Este podría andar:

Ahora voy a necesitar de un poco de astucia, porque usté va a funcionarme de DJ.

Si tiene auriculares (de esos que tienen la vincha arriba) pongaselos.

Apoye el dedo índice de la mano menos hábil sobre uno de los auriculares, como sosteniendolo.

Ponga cara de que sabe lo que está haciendo.

Ponga play en los dos videos lo más al mismo tiempo que pueda.

Cierre los ojos y agite la cabeza como sintiendo el ritmo.

Señora, gracias por la magia. Si tocara en el cielo moriría por verla.

Yo lo vi en Prosopopeya Divagante.