Hace unos días Cristian publicó un post con fotos de los escritorios de bloggers argentinos que me gustó mucho. De hecho, el de arriba es el mío, que aparece en la lista también (en el post dice cómo mandar el tuyo si querés).

Sí señora, señor, ésta publicación de tirada internacional se publica desde ese trono blanco. Y sí, esas son mis ojotas. Y sí, mi tacho de basura rebalsante aparecía en otras de las fotos. Menos glamour que Don Ramón. Pero eso al márgen.

La cuestión es que, como a mi me gusta mucho ver el espacio de trabajo de otros (porque me relaja, porque me da ideas, me inspira o simplemente porque me alegra el cerebro), se me ocurrió recomendar el post aquel por si a alguno le pasa lo mismo.

Y ya que estamos, recomendar la web Where we do what we do (dónde hacemos lo que hacemos), que tiene espacios de trabajo de gente que manda desde todo el mundo. Está muy bueno, hay muy buenos diseños, y muy buenas ideas.

Así que si alguno es tan chusma como yo con ese tema, ¡ahí tiene para entretenerse!. 😛