"El mayor peligro para la mayoría de nosotros no es que nuestra meta sea demasiado alta y no la alcancemos, sino que sea demasiado baja y la consigamos"
 
 
(Miguel Angel, escultor, pintor y arquitecto)