Saltar al contenido

Etiqueta: opinión

¿Qué pasó y quién es Aylan Kurdi?

Aylan Kurdi Obituario

Este es un obituario anónimo para Aylan Kurdi, el niño de 3 años protagonista de la triste foto que estuvo dando vueltas por el mundo. Después de unos días de viaje y desconexión, volví a Twitter y me desayuné del mundo hablando de un tema que no entiendo. Si te pasó algo parecido, acá está explicado en unas líneas lo que yo pude recopilar:

¿Qué pasó y quién es Aylan Kurdi?

Aylan Kurdi

Aylan Kurdi es un nene kurdo de 3 años que murió ahogado en las costas de Turquía mientras trataba de escapar, junto con su familia, de la guerra siria (que ya lleva más de 250.000 muertos desde su arranque en 2011).

El, su hermano Galip (de 5 años), y sus dos padres eran de Kobane. Escaparon de ahí porque su ciudad sigue siendo sede de varios ataques entre el grupo terrorista «Estado Islámico» (ISIS) y los kurdos. Así que se fueron a Turquía como país de paso para seguir escapando. Como la guerra en Siria se pone cada vez peor, volver no es una opción.

Guerra Siria

Para conseguir la VISA que les permitía salir de Turquía, tenían que recibir el estatus de refugiados. Los Kurdi no lo consiguieron, así que después de pedir ayuda al gobierno turco y no tener respuesta, intentaron escapar por el mar 4 veces. Todas fueron frustradas por la guardia costera turca.

Mientras tanto, como la guerra en Siria el trato a los refugiados en Turquía no es el mejor, no pueden trabajar legalmente, y se les paga sólo el 25% de su salario, quedarse tampoco era una opción.

Aylan Kurdi y la guerra siria

Una posibilidad era ir a Canadá, donde la tía de Aylan vive y trabaja de peluquera hace 20 años, pero para eso era necesario que la familia aplique para el programa G5 (5 ciudadanos o residentes locales se comprometen a financiar al refugiado en cuestión). A pesar de haber presentado todos los papeles, tampoco lo lograron. Así que la posibilidad de seguir viaje en búsqueda de una vida estable y con mejor calidad, aparece en las costas de Grecia.

En el que fue su último intento de escapar, pagaron 4000 euros para subirse a un barco que los llevaría por el Mar Egeo hasta la isla de Kos (Grecia). El supuesto yate terminó siendo un gomón pesquero de 5 metros cuyo capitán, al ver que las olas eran demasiado grandes y el viento demasiado fuerte, saltó al agua y escapó nadando.

Fue cuestión de tiempo para que todo el resto de los refugiados, en plena tormenta en el océano y sin capitán al mando, terminara naufragando. Ahí fue que murieron tanto Aylan (o Alan, su nombre kurdo), como Galip, su madre Rehan Kurdi, y 8 personas más que iban con ellos en el bote. Abdullah, el padre, fue el único sobreviviente. El resultado es la crudísima foto que dio la vuelta al mundo y fue tapa de gran parte de los diarios internacionales:

La foto de Aylan Kurdi, el niño sirio que murio en Turquia

Nilüfer Demir, la fotógrafa de la agencia DHA que suele cubrir las playas de Bodrum y que capturó el momento, cuando le preguntaron si estaba bien o mal publicar la foto en cuestión, dijo: «Si la fotografía hace que Europa cambie su actitud hacia los refugiados, entonces qué bueno que se publicó. He tomado muchas fotografías del drama que viven los refugiados y ninguna había tenido tanto efecto en la consciencia pública. Pero sinceramente, espero que esta sea la última fotografía de este tipo».

El padre, después de perder a su familia y hacer el entierro en su ciudad natal, dijo que no va a volver a intentar viajar a Europa. «Mi vida está terminada. Sin embargo, le estoy pidiendo al mundo que tenga piedad con la gente de Siria, porque ver lo que pasa no es nada comparado con vivirlo en carne propia. Mi vida está acabada, yo ya no quiero nada del mundo, pero sólo pido que tomen acción y ayuden».

Que no pase acá, no significa que no esté pasando

En este video de la fundación Save the Cildren (publicado el 27 de Agosto, unos días antes de que se haga famosa la historia de Aylan), gracias a actores, policias y cámaras ocultas, los habitantes del condado de Surrey en Inglaterra, vivieron un día sitiados como si estuvieran en Siria: sin comida, sin escuelas, y sin servicios de salud.

Todo esto, sumado a las guerras, bombardeos, ataques a monumentos y lugares importantes de cada ciudad, tomas de poder de facto, y demás asuntos, explican un poco mejor por qué la desesperación de tanta gente por salir de su país cuanto antes, y por qué es menos lógico que nunca que mueran por escapar de la muerte.

Si querés leer un poco más

Deja un comentario

Va a ser tan lindo hacer un puente (en Argentina)

Va a ser tan lindo hacer un puente (en la política argentina)

Ultimamente la política en Argentina está bastante complicada. Estamos todos muy metidos e interesados, pero pensamos muy diferente entre nosotros. Y está tan difícil encontrar la objetividad y la verdad entre tanto manipuleo de noticias de parte de los medios (de un lado y del otro, como en todo el mundo), que se complica todavía más esa diferencia de opinión.

Para colmo, como regla general:

  • Todos creemos que el otro piensa lo que piensa porque está enceguecido, engañado, o fanatizado.
  • Todos creemos que somos iluminados de la verdad y el resto o es ignorante, o es fanático, o es un garca que sólo defiende sus intereses (sí: hay ignorantes, hay fanáticos, y vaya si hay garcas, pero no creo que sean la regla general).
  • Todos creemos que las cosas que sabemos nosotros son válidas porque vienen de fuente confiable (diarios, revistas, noticieros, políticos, o «protagonistas»), y que el resto no sabe nada porque lee Clarín o mira 678. Como si no fueran todas nuestras fuentes (sobre todo aquellas dos, pero también TODAS las demás) grandes vaivénes de dinero y de poder.
  • Todos creemos que a las marchas de un lado van todos «por el chori y por la coca», y del otro lado que van todos porque el Grupo Clarín los manipula.
  • TODOS, lo notemos o no, partimos de la premisa de que los otros son todos iguales: unos idiotas (porque los obliga La Campora o Clarín, no como a nosotros, grandes librepensadores).

Y como los otros son todos iguales, generalizamos (dije 8 veces «TODOS» para describir situaciones que no creo que afecten al 100%) y vamos a responderle a todos con el mismo «cassette», y con la bronca que traíamos de antes. Por ahí discutí con un idiota kirchnerista, me quedé con la vena, y cuando mi abuela me diga que está lindo el vestidito que se puso Cristina la voy a reputear por Ultra-Kirchnerista (¡y ni hablar si me llega a defender la Asignación Universal por Hijo! ¡Muerte a la anciana!).

O discutí con un hijo del vecino que repite como lorito lo que dice TN, y cuando mi compañero del laburo (tipazo él) me venga a decir que le parece sospechoso todo lo que envuelve a Amado Boudou, lo re puteo por gorila golpista oligofrénico, ex-novio de la infancia de Cecilia Pando. Porque venimos acumulando mochilas de bronca, odio, y confrontación.

Pero hoy propongo hacer un puente.

Un puente por definición es una construcción que se usa para superar un obstáculo, y que une dos lados extremos. O sea: Algo que intencionalmente se construye, se arma con esfuerzo, para superar cualquier cosa que divida un lado del otro.

En política es difícil ésto de hacer un puente que busque una reconciliación con TODAS las partes que se encuentran del otro lado, simplemente porque muchas de las voces que están allá defienden cosas contra las que me opongo completamente, al margen de lo político, y directamente como ser humano.

No importa de qué lado esté, no me puedo amigar con el que todavía hoy minimiza, justifica o hasta niega una dictadura en la que se torturó y asesinó a muchísima gente. Pero no es eso todo lo que hay del otro lado. Eso es sólo una parte, un pequeño porcentaje.

De los dos lados (el «oficialista», en el que incluyo generalizando a todo el que esté mayormente de acuerdo con lo que propone éste gobierno, y el «opositor», en el que incluyo a todo el que esté mayormente en contra), hay:

  • Representantes corruptos.
  • Gente violenta (descerebrados que físicamente le pegan trompadas a los noteros u otros que por algún ataque personal salen a decir en TV «que se metan las cacerolas en el orto»).
  • Gente intolerante.
  • Gente que persigue la plata y el poder a costa de lo que sea.
  • Medios que muestran la información que les conviene.
  • Gente que discute o va a manifestaciones sin saber mucho de lo que habla.
  • Gente que se contradice. Gente que resta.
  • Tías que reenvían cadenas de mails políticos llenos de odio sin chequear los datos o hasta sin leerlos.
  • Y en los dos lados hay también malas personas.

Pero también hay buena gente.

Si nuestros gobernantes no tienen la madurez, la oportunidad, el espacio, la humildad, o lo que sea que haga falta para tender un puente sincero entre un lado y el otro (no un puente discursivo y oportunista, uno de verdad), empecemos nosotros. Si ellos responden a nuestro voto, ellos tienen que ir para donde nosotros decidamos, no al revés. Así que decidamos hacer un puente que nos una.

Incluso reconciliando un lado con el otro, no vamos a estar siempre de acuerdo en todo, pero vamos a llegar a un clima en el que se respeta al otro por su manera de pensar. En el que no se lo trata (ni inconscientemente) como un idiota, sino como un ser humano igual que yo, que por algún motivo entiende las cosas de otra manera.

Los que buscamos cosas opuestas vamos a seguir buscando cosas opuestas, pero vamos a entender que para eso existe la democracia. Hay un conjunto de reglas básicas para todos (matar nunca va a estar bien, por ejemplo), y en base a eso alguien que representa mi manera de pensar se postula, votamos, y la mayoría decide quién gana en base a cuáles son los temas en los que más le importa hacer foco al mayor porcentaje de gente.

Si mi candidato no ganó, no hago la plancha. Sigo construyendo el país y su democracia. Aunque no necesariamente aceptando todo. Seguiré reclamando si es necesario, caceroleando llegado el caso, pero siempre entendiendo que aunque nunca va a haber un gobierno que contente a todos, ahora le toca al otro (sea el otro Macri, Cristina, u Obama), y eso se respeta, porque así funciona la democracia.

Va a seguir habiendo partidos, diferentes opiniones, y conflictos, pero nos vamos a escuchar un poco más, a respetar un poco más, a dejar de perjudicar intencionalmente y empezar a sacar al país adelante de la única manera que conozco:

Tirando todos para el mismo lado.

¡Va a ser tan lindo hacer un puente!

30 comentarios

The Newsroom (La Redacción): la nueva serie de HBO

The Newsroom, la nueva serie de HBO«The Newsroom» (La Redacción) es la nueva serie de HBO creada por Aaron Sorkin (que al menos yo ubico de The Social Network y Moneyball, The West Wing nunca la vi).

Un canal de noticias 24 hs tiene a un conductor respetadisimo por su diplomacia y objetividad, que un día no se aguanta más las cosas como son y pareciera arruinar su carrera cuando empieza a decir lo que piensa de las cosas sin filtro. No los pierde por dar información falsa o incorrecta (de hecho, pareciera todo lo contrario), sino porque no opina lo mismo que la mayoría, que los grandes medios, o que «lo que está bien pensar». Una idea más actual que nunca, como si de la vida real se tratara.

Es un drama protagonizado por Jeff Daniels, que tiene a Olivia Munn como «particularidad» y a Jane Fonda como CEO del canal de noticias. Se estrena el próximo 24 de Junio de 2012 y por el momento tendría 10 capítulos.

Ahora, ya que estamos hablando de series nuevas que puede que garpen porque están basadas en una buena idea… Yo sigo esperando los subtítulos en español de The Pitch, el «reality» de agencias de publicidad. Creo que a ésta altura me hubiera convenido ponerme a aprender en algún lugar o dar una vuelta por el mundo para aprenderlo viajando. 😛

Yo vi el trailer en Conectados, de La Nación. Y la ilustración en The New Yorker.

4 comentarios

10 maneras de manipular las noticias

10 estrategias de manipulacion mediatica

Estamos en un momento del mundo en el que recibimos mucha información de todos lados y, por una cuestión lógica, dependemos de esa información para creer o descreer ciertas cuestiones, tomar o dejar de tomar ciertas posturas, confiar o dejar de confiar en ciertas personas u organizaciones, y demás. Entonces está claro que quien maneja los medios o sus contenidos, puede manejar gran parte de las opiniones.

Sin entrarnos en bandos u opiniones políticas, está bueno tener en cuenta eso a la hora de leer los diarios o ver los canales de noticias, y está bueno ver incluso de manera gráfica éstas 10 estrategias de manipulación mediática, según Noam Chomsky del MIT (que tiene un aire al «Feinmann bueno»), hechas infografía.

10 maneras de manejar las noticias para hacernos pensar lo que algún interés del otro lado quiera que pensemos. 10 maneras de cambiar una verdad (en el mejor de los casos una verdad) para hacernos tomar cierta postura en algunos temas, con algunas personas, o con algunas decisiones. O hasta 10 maneras de «mentir y que algo quede». 😛

Yo lo vi en Facebook, aunque desconozco el autor de la parte gráfica.

2 comentarios

KONY 2012: Campaña mundial para parar los crímenes de Joseph Kony #StopKony

Stop Kony 2012: Invisible Children

Es casi imposible no haberse cruzado con ésto en los últimos 4 o 5 días. En Twitter, en Facebook, en Tumblr, por todos lados. Puede que no hayas frenado a verlo, por el temita ese de que dura 30 minutos. Pero aunque sea de rebote, lo viste. Eso es porque es prácticamente una de las campañas más espectaculares y globales, surgidas de la misma gente, que yo vi en mi vida.

El video habla por sí solo, así que si querés saber de que estamos hablando con exactitud, es IMPRESCINDIBLE que te tomes los 30 minutos y lo veas (en 4 días lo vieron unos 13 millones de personas… no es fácil de conseguir el número para un video de media hora, ALGO que se merezca mirar debe haber):

Demasiado resumido, cuenta la historia de Joseph Kony, el líder del LRA (Lord’s Resistance Army), un grupo guerrillero «religioso» que en los últimos 26 años secuestró más de 30.000 chicos en Uganda y alrededores para usarlos de esclavos sexuales, mulas y soldados de una causa que no tiene causa.

Como los gobiernos o no podían o no querían hacer nada, Jason Russell (cineasta y creador de «Invisible Children») decide hacer éste documental para hacer a Joseph Kony famoso internacionalmente. Para eso, entre todos tendríamos que tocar y molestar un poco a famosos (que desparraman la idea) y políticos. Así los políticos ven que a la gente le importa y empiezan a tomar decisiones que lo frenen.

Me hace un poco de ruido la campaña por todos lados, para ser sincero. Me pareció muy cool para ser verdad, así que googleé un poco y veo varias sospechas sobre los métodos (firmar para que los soldaditos de USA ayuden al gobierno de Uganda que tampoco es muy bien visto, a matar a sangre fría a alguien que mata a sangre fría), sobre lo que hace o deja de hacer Invisible Children con la plata de las donaciones, con la manipulación de los hechos y las emociones para lograr fines, y demás. También es muy interesante éste post (en inglés) de The Daily What.

Como me pasa con todo, me gustaría pensar que toda la gente de ésta organización es tan buena y busca tanto esos objetivo nobles como parece.

Es difícil saber de qué lado ponerse con éstos asuntos, pero está bueno conocer la situación, que eso dispare intrigas, que eso dispare googleos, que eso dispare acciones humanitarias, y que eso sea lo único que se «dispare».

La web de la campaña es KONY 2012. Además, para erradicar dudas o críticas sobre la misión o el manejo de ingresos de parte de Invisible Children, la misma organización hizo una web de respuestas que se puede leer en ese link. En Reddit, por otro lado, hay una buena lista de links y discusiones sobre el tema (a favor y en contra). Ya vi también a Ellen De Generes, Justin Bieber, y varios otros famosos convocantes hablar del asunto.

Mi consejo sería que cada uno googlee, investigue, se informe, no se quede con una sola fuente, una sola opinión. Ni en ésto ni en nada.

Antes de donar plata, antes de comprar cosas, y sobre todo antes de firmar para que Estados Unidos mande soldados (sea como sea que lo llamen, son soldados) a algún lugar del mundo, investigá bien hasta convencerte de lo que estás haciendo. Que no sea porque lo viste acá, porque lo dijo un pibito con cara de copado en un video espectacular, o porque te hace sentir bien.

Y ya que estamos, estaría bueno que el video motive también a esas pequeñas (o grandes) revoluciones diarias, ahí donde estás. No solo ayudar a las muy nobles causa en Africa (que es necesario), sino también a las que pasan por al lado tuyo todos los días.

Si nos da miedos o dudas de estar siendo engañados en un video global, mejor salir cada uno a cruzarse mano a mano con la realidad y cambiarla de a poquito, haciendo.

Es tarea de todos la revolución de construir un mundo mejor. No sólo de presidentes, políticos, famosos, o yanquis que saben grabar buenos videos. De todos, en todos lados, con todo lo que tenemos a mano.

32 comentarios