El que suele leer blogs de afuera (España, por ejemplo), debe estar más o menos enterado de lo que es el «cánon». Para el que no, es simple: es un impuesto que se le agrega a «todo objeto que permita el almacenaje, grabación y/o reproducción de música e imagen» como compensación de los derechos intelectuales de los autores, «quienes se verían perjudicados por las reproducciones impagas de sus obras».

Osea, en criollo: como la gente piratea y no encontramos manera creativa de evitar que lo haga, vamos a sacarle la plata por otro lado. Entonces cobremosle más caro desde los cds/dvds virgenes, hasta los discos rígidos, tarjetas de memoria, mp3, monitores, o impresoras.

En el blog de Mariano veo que Claudio Morgado pone en discusión un proyecto de «Ley de la Música» que incluye la idea de un cánon.

De nuevo en criollo: Lo bueno no, pero todas las porquerías del primer mundo las importamos antes que nadie.

Alguien con dos dedos de frente y un cierto «amor» por la tecnología obviamente se opone a ésta ley por considerarla injusta y generalizadora. Porque entonces mi viejo, que nunca en su vida copió nada (ni sabe hacerlo), quiere comprar una impresora y tiene que pagar como si «pirateara» a menudo.

Por otra parte hay 3 puntos que resalta Mariano que son interesantísimos:

1) Es una nueva manera de ampliar la brecha digital que Argentina tiene con los países más «civilizados» en el asunto. Es loco que mientras unos hacen una laptop para tratar de vender a 100 dólares, otros hacen una Ley para agregarle impuestos a esas cosas.

2) Ahora la idea oficial es que todo el que compre tecnología es un ladrón que, por medio del maldito cánon, está resarciendo su error con la sociedad.

3) Ahora por ende la piratería está «protegida legalmente», por una cuestión simple: Yo no pago un desodorante sin llevarmelo del supermercado. Entonces si pago la compensación por (ponele) descargar música de internet, tengo el derecho de descargar música por internet. Y pagué por eso como pago por cualquier producto.

Y si uno venía haciendo una vida sin «piratería», comprando cds/dvds originales, comprando además cds/dvds virgenes para backup o archivos personales, lo están provocando para que «piratee» de alguna manera.

Uno de los comentarios del post de Morgado dice:

Releyendo… me quieren cobrar por disponer de mi propiedad.

Si se aprueba esto, no vuelvo a comprar un puto CD o DVD original.

Y es esa sensación de bronca la que me queda de alguna manera. Y seguramente buscaré (¿buscaremos?) la manera de no darles esa plata…

NUEVA ACTUALIZACIÓN:

En LaBarbarie hay un nuevo post hablando del asunto que incluye algunas de las opiniones de los blogs. Es algo que suma.

ACTUALIZACIÓN:

Se largó NOALCANON.ORG. Por lo que veo con Fabio «al mando».

Otros blogs ya están hablando del asunto. Parece que todos pensamos parecido menos los que ligan algo de la tarasca.